¿Qué valor económico proporciona Integrated Data Protection Appliances (IDPA)?

IDPA

¿Qué valor económico proporciona Integrated Data Protection Appliances (IDPA)?

Desde la perspectiva de Data Domain y en especial de IDPA, el appliance de protección de datos de Dell EMC, vamos a tratar los siguientes tres desafíos.

Los entornos TI son críticos para un desarrollo sostenible del negocio y mantener disponibles tanto aplicaciones como datos corporativos. Por esa razón, la infraestructura adyacente que mantiene la protección de la información y la disponibilidad de los servicios es esencial para organizaciones de cualquier tamaño.

Si la empresa es mediana, la cantidad de datos y MVs requeridas puede ser más reducida que en una gran organización, pero en una situación de fallo del centro de datos (incendio, fallo de hardware, ciberataque), el tiempo y la capacidad de respuesta y el resultado deben ser los mismos.

El crecimiento de servicios y datos fuera del perímetro obliga a desarrollar nuevas herramientas que ayuden a modernizar el centro de datos y hacer más transparente la gestión de entornos multicloud o clouds híbridas.

Según un estudio de ESG solicitado por Dell EMC, el coste, la protección de entornos virtuales y la necesidad de la reducción del tiempo de respaldo son los principales problemas que tienen los especialistas TI durante la elección de una solución de protección de datos.

Ventajas de IDPA en la protección de datos y estrategia de continuidad de negocio

Para empezar a analizar las ventajas debemos remontarnos a tiempo atrás, específicamente durante el 2006 cuando EMC decidió eliminar el código de deduplicación en las soluciones de protección de datos en el mercado. Eso supuso un salto cualitativo gigantesco en la calidad de las soluciones venideras, donde mediante la adquisición de otras soluciones, se proporcionó a los appliances una tecnología de deduplicación basada en origen y, con la adquisición de Data Domain, deduplicación basada en el destino. Hoy en día, a nadie le cabe duda que si esta no es la principal ventaja de las soluciones de almacenamiento de Dell EMC, sí lo es la tecnología única de deduplicación.

IDPA

Ilustración 1 – Deduplicación de datos

Volviendo a la actualidad, Data Domain y los nuevos appliances de IDPA son soluciones diseñadas con tecnología flash con el foco puesto en la reducción de la cantidad de almacenamiento usado para ejecutar las tareas encomendadas. Aprovechando las tecnologías de deduplicación en origen y destino mencionadas, las ventajas en el espectro económico y de rendimiento se hacen evidentes: el menor consumo en almacenamiento (según las especificaciones de IDPA, conseguimos una ratio de 55:1 de deduplicación) supone un ahorro económico en espacio de almacenamiento y al necesitar mover menos datos, el coste de ancho de banda y tiempo empleado durante los respaldos / recuperaciones es menor.

Avanzando en las novedades y ventajas competitivas de Data Domain e IDPA, cabe destacar la reciente introducción de tecnología flash para metadatos. Eso permite un rendimiento a escala y unas restauraciones y accesos instantáneos 20 veces más rápido en comparación con versiones anteriores.

La arquitectura de metadatos siempre en la memoria y con detección de contenido ofrece alto rendimiento con una latencia baja. Con la eficiencia de la deduplicación de datos es posible crear miles de copias y ejecutar cargas de trabajo simultáneas sin afectar los SLA de producción. Este hecho es crucial para empresas con una alta densidad de máquinas virtuales en producción con diferentes aplicaciones empresariales, donde hay requerimientos muy exigentes en relación a rendimiento y fiabilidad de la infraestructura, sin contar la disponibilidad y failover.

IDPA

Vamos a profundizar un poco más en aspectos más técnicos de Data Domain e IDPA, esta vez en aspectos más relacionados con la arquitectura de la solución pero que repercuten directamente en un beneficio en la estrategia de protección de datos de las organizaciones.

Data Domain e IDPA integran una tecnología llamada segmentos informados por flujo o Stream-informed Segment Layout (SISL) que reduce de forma drástica los cuellos de botella generados por las operaciones de I/O de las unidades de almacenamiento. Estas cargas se trasladan a la memoria RAM y CPU, reduciendo las cargas de trabajo de las unidades. De esta manera, no es necesario aumentar en número de discos para mejorar el rendimiento.  En el diseño de SISL, se ha desarrollado una arquitectura que hace foco en la optimización en los sistemas de almacenamiento de deduplicación de alto rendimiento con un hardware de almacenamiento económico. Además se elimina la excesiva dependencia de los discos, trasladando parte de la responsabilidad del rendimiento del appliance a la CPU y a la RAM.

Con SISL el proceso de deduplicación se traslada en casi un 99% en la CPU y eso desliga el rendimiento de la protección de datos con el número de ejes de discos. Eso supone una ventaja para organizaciones con un número más reducido de dispositivos o con requerimientos de almacenamiento más discretos. El rendimiento viene proporcional por la capacidad de cómputo, no por el rendimiento de los dispositivos de almacenamiento. Por ende, a cada salto tecnológico de la tecnología de Intel Xeon, el tiempo empleado para respaldo o recuperación se verá optimizado.

Con la segmentación de longitud variable optimizamos la tasa de deduplicación al tratar el flujo de datos y detectar si la cadena que se transmite es única o no antes de comprimirla y almacenarla. Eso supone un incremento en las tasas de deduplicación que mejoran la optimización del almacenamiento disponible.

Gracias a la segmentación de longitud variable, las soluciones de Data Domain e IDPA se alinean mucho mejor con los marcadores de registro de fecha y hora de la base de datos y de las estructuras de datos que se envían al dispositivo de protección. Esto supone una escalabilidad mucho más eficiente dentro de un pool de almacenamiento, reduciendo el clúster de dispositivos a administrar y ahorrar en costes operativos, de gestión y de espacio en el rack.

La tecnología de deduplicación del Dell EMC tiene la capacidad de realizar deduplicación en línea, es decir, se realiza la deduplicación en la CPU y en la RAM a medida que el sistema transmite el respaldo, eliminando en gran parte la intervención de las unidades de almacenamiento en este proceso.

El almacenamiento no es el único factor diferencial para calcular el beneficio económico para la organización, el consumo de recursos de red LAN, WAN o LTE puede ser determinante para evitar sobrecargar la red o un coste excesivo al abusar del ancho de banda. Para ello, como herramienta de optimización de los recursos de red, IDPA distribuye partes del proceso de deduplicación de los datos a los clientes de aplicaciones o a los servidores de respaldo. Con este enfoque, solamente los datos únicos recorren la red entre el servidor de respaldo o entre clientes e IDPA.

No debemos olvidar un factor que, aunque existente en muchas otras soluciones de Dell EMC, sigue siendo totalmente diferencial frente a otras soluciones de almacenamiento o protección de datos que es la arquitectura de invulnerabilidad de datos. Los appliances están diseñados para que los datos puedan recuperarse de forma segura y fiable. Esta confiabilidad viene dada gracias a una verificación de lectura y escritura en línea, asegurando la integridad de los datos durante la recopilación y recuperación de éstos. La detección continua de fallas y autorreparación  garantiza la disponibilidad de la información y que esta siga siendo recuperables durante todo el ciclo de vida del dato.

Saltando a otro concepto de la arquitectura de IDPA, no podemos olvidarnos que el appliance está diseñado para operar directamente en la nube gracias a la integración con VMware y el uso de vCloud para  AWS. La capacidad de ampliar la nube pública de forma transparente e implementar un modelo de cloud híbrida sin necesidad de conversión de imágenes de disco / MV entre entorno local a cloud y viceversa supone un ahorro de horas del departamento de TI y una reducción de los tiempos de implementación y administración.

Siguiendo el hilo de la optimización del tiempo del departamento TI en administración, IDPA viene preconfigurado y probado, asegurando su funcionamiento desde el primer minuto que está en producción y, al ser una solución de Dell EMC, la gestión se realiza desde una consola de gestión conocida y sin necesidad de una elevada curva de aprendizaje.

Para finalizar, no podemos olvidar el ahorro de espacio físico en el centro de datos. Aunque pueda parecer una nimiedad, no lo es. Las instalaciones del centro de datos deben ser optimizadas al máximo y la reducción del número de nodos necesarios para una misma acción nos garantiza más espacio para otros appliances, menor coste en refrigeración y potencia.

CTA Horizontal eBook de SCC-DELL EMC IDPA

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies